Think and Grow Rich

Me gusta más el título de este libro en inglés. El libro de Napoleon Hill al cual me refiero es el primer libro en cuarentena que me aventé, y se llama Piense y hágase rico. Pero la idea principal de este libro no es hacerse rico, sino crecer y atraer riqueza espiritual, emocional y económica en un conjunto. En cuanto a la estructura de este libro, se parece mucho a Una Mochila para el Universo, otorgando pasos hacia la riqueza, pero el fin es distinto, mientras que en la mochila la finalidad era lidiar con tus emociones, en este libro se trata más de liberar tu mente y conseguir una inteligencia que te permita pensar de la manera adecuada para resolver tus problemas. A esta inteligencia se le denomina inteligencia infinita y yo la comprendí como la habilidad de identificar el punto “A” (donde estas ahora), el punto “B” (a donde quieres llegar) y la recta que ocupas seguir para unir estos puntos.

A continuación voy a proceder a comentar las ideas que me llamaron la atención sin distinción de capítulo, a final de cuentas todo va encaminado a la  idea que les acabo de mencionar en el párrafo anterior.

La primera buena idea es la que te van a decir en cualquier conferencia de motivación, hay que trabajar duro con un sólo objetivo, enfocarse y darle duro. Querer ser rico no basta, pero desear la riqueza con un estado mental que se convierte en una obsesión, y luego planificar formas y medios definidos para adquirirla, y ejecutar esos planes con una perseverancia que no acepte el fracaso atraerá  esa riqueza. Recuerda que el conocimiento es solo poder en potencia, si no lo utilizas en un plan que te lleve a cumplir un objetivo en específico, no sirve para nada. Además de tener perseverancia, vale la pena asociarte con quien te apoye emocionalmente o con ideas para que lleves a cabo lo que tienes en mente.

Es esencial que propicies pensamientos y actitudes positivas, igualmente que detectes y elimines las negativas de tu vida para que la fe en tus sueños se vea nutrida al mismo tiempo que tu autosugestión, que es la sugestión o idea que tienes de tí mismo. Las ideas son el punto inicial de todas las fortunas, y si tu mente es un jardín fértil, bastará plantar ideas (semillas) buenas para que tarde o temprano, mientras que sigas regando el jardín, florezca y de buenos frutos. Utiliza tu imaginación y fortalécela para que las semillas (ideas) sean aún mejores. Cuando logras estar en armonía, tienes que trasmitir y proliferar ese espíritu en tu equipo de trabajo, que el jardín se amplíe para que puedas cosechar más frutos.

Me llamó mucho la atención que este es un libro muy viejo, y aún así algunas cosas son muy vigentes hasta hoy en día. Como por ejemplo, las características principales del líder: Valor inquebrantable, autocontrol, un claro sentido de la justicia, precisión en las decisiones, exactitud en los planes, el hábito de hacer más de lo que le corresponde, una personalidad agradable, simpatía y comprensión, dominio del detalle, disposición a asumir toda la responsabilidad, cooperación. Así mismo, se ofrecen las diez causas principales el fracaso en el liderazgo: mala disposición para prestar servicios modestos, expectativas de gratificación por lo que “saben” y no por lo que hacen con aquello que saben, temor ante la competencia de otros (esta se me hizo lo peor, un líder debe estar siempre preparando a su posible sucesor para seguir subiendo o para encargarse de otras encomiendas dejando que las demás personas también crezcan.), falta de imaginación, egoísmo, y acentuar el título de liderazgo.

Para comercializar eficazmente servicios personales hay que considerar laCalidad, Cantidad y Espíritu con las que se trabaja. La calidad del servicio debe entenderse como realizar cada detalle que se relacione con tu cargo de la manera más eficiente posible, teniendo siempre presente como objetivo una mayor eficacia. La cantidad del servicio debe entenderse como el hábito de prestar la totalidad del servicio del cual eres capaz con el propósito de incrementar la cantidad de servicios prestados a medida que tu habilidad aumente con la práctica y experiencia. Y el espíritu es tener una conducta agradable y armoniosa que induzca a la cooperación de asociados y demás empleados. A estas recomendaciones yo le sumaría el trato de servicio a clientes finales, como lo revisamos en Driven to Delight.

El libro tiene un listado muy interesante en el que menciona las 31 causas principales del fracaso. Son muchas por lo que resaltaré las que más me llamaron la atención. La dilación habitual, la dilación es lo contrario a la decisión y no saber que quieres y no ser capaz de definir y tomar decisiones rápida y objetivamente es una muy mala cualidad. Tener precaución excesiva también puede ser una cualidad que te cierra muchas puertas, recuerda que el que no arriesga no gana. Si tienes influencias ambientales desfavorables durante la niñez ya sea con tu familia o con amigos, la probabilidad de que fracases siendo adulto es muy alta, árbol que nace torcido nunca su rama endereza. La selección errónea de la pareja en el matrimonio es algo que no solamente te afecta en lo económico de forma directa, el desbalance emocional puede afectar tu productividad y privarte de una vida feliz y en paz. Por último, el hábito de gastar indiscriminadamente puede enterrarte y frenarte de crecer en lo económico pero también en el conocerte a tí mismo y vivir plenamente.

Otra de las cosas que te van a decir en cualquier conferencia motivacional es que tienes que tener amor propio. En este libro la idea que se sigue es que tienes que conocer tu valor, asegurarte de lo que vales para no permitir que el exterior te haga sentir menos de lo que tu sabes que eres. Por ejemplo si vas a pedir un aumento vas a ir sabiendo que aportas más de lo que te pagan en la actualidad. Una cosa es querer más de lo que sea, eso todo el mundo lo puede hacer, y otra cosa es valer más y comportarte como tal y pedir una justa remuneración.

Para mejorar tu subconsciente, se requiere que tengas emociones positivas y descartes las negativas, para eso requieres hacer primero un autoanálisis. Las siete grandes emociones positivas y negativas son las siguientes (ya te imaginarás cuál es positiva y cuál negativa): deseo, fé, amor, sexo, entusiasmo, romanticismo, esperanza, temor, celos, odio, venganza, avaricia, superstición, cólera. Una vez que eliminas poco a poco las negativas y periódicamente fortaleces las positivas, puedes recurrir a las juntas de gabinete que menciona el autor para tomar decisiones cuando te encuentres en aprietos. En la junta de gabinete del autor se encontraban Carnegie, Ford, Napoleón, Lincoln, Edison entre otros, y este imaginaba que estaba sentado en la cabecera de una mesa discutiendo con estos hombres para llegar a una resolución, entre más real fuera en tu imaginación sería mejor, por lo que vale la pena que leas e investigues lo más que se pueda sobre los héroes o personas que quieras incluir en tu gabinete, para que te den su opinión en tus tiempos difíciles, y si conoces a estas personas, pues qué mejor que platicar con ellas.

Uno de los capítulos más interesantes es en el que se habla sobre la transmutación del sexo, transmutar es transferir de una forma de energía a otra. La emoción del sexo permite alcanzar cierto estado mental que no puede ser alcanzado de otra manera, esta fuerza motivadora, cuando es controlada y dirigida hacia otras líneas puede ser utilizada en disciplinas creativas como el arte, literatura o cualquier negocio o profesión. La mente humana responde al estímulo.  Cuando se controla el estímulo del sexo, esta fuerza impulsora es capaz de elevarte a la más alta cota de pensamiento que les permite dominar las fuentes de la preocupación y las pequeñas molestias que se interponen en tu camino en el plano inferior.

Se menciona el ejemplo de Napoleón Bonaparte, que encontró en su primera esposa Josefina inspiración para conquistar Europa, una vez que su parte racional en la que se sentía inalcanzable, dejó a Josefina y poco después llegó su destierro en Santa Elena. La mayoría de las personas tiene tendencia a disipar sus energías a través de una excesiva complacencia en la expresión física de la emoción del sexo en lugar de aprovechar el más fuerte impulsor de todas las emociones humanas. La energía sexual de una persona puede notarse en el apretón de manos, tono de voz, postura y porte del cuerpo, vibraciones de pensamiento, adorno del cuerpo.

*disipar es hacer desaparecer

El amor es una emoción con colores, sombras y caras numerosas. Pero la más intensa y ardiente de todas las clases de amor es la que se experimenta cuando se mezclan las emociones del amor, sexo y romanticismo. Los matrimonios que no se ven bendecidos con la afinidad eterna del amor, apropiadamente equilibrada y proporcionada con el sexo, no pueden ser felices, y raras veces perduran. El amor, por sí solo, no proporcionará felicidad en el matrimonio, como tampoco el sexo, por sí solo, lo hará. Cuando estas dos hermosas emociones se mezclan, y se le añade romanticismo a la fórmula, se eliminan los obstáculos que te llevan hacia la inteligencia infinita de la que hablamos al principio.

Hay un último capítulo que habla sobre los fantasmas del temor, pero ese es todo un tema interesante a discutir después, por ahora muchas gracias por llegar hasta aquí.

Angel Escamilla Rdz

Deja un comentario

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .